Requisito de “fecha cierta” tratándose del ejercicio de las facultades de comprobación


Requisito de “fecha cierta” tratándose del ejercicio de las facultades de comprobación.

Por: Pablo del Castillo Lobatón

Antecedentes

El pasado 23 de octubre de 2019, mediante acuerdo de la Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, se emitió la Jurisprudencia por contradicción de tesis bajo el número 203/2019; suscitada entre el Séptimo Tribunal Colegiado en materia Administrativa del Tercer Circuito, el Segundo Tribunal Colegiado en materia Administrativa del Cuarto Circuito y los Tribunales Colegiados Tercero, Quinto y Sexto en materia Administrativa, todos del Tercer Circuito.

A continuación, se describen las consideraciones para esta Jurisprudencia: 

Consideraciones relevantes de la Jurisprudencia:

  • De conformidad con la legislación civil, los documentos privados adquieren “fecha cierta” cuando se inscriban en el Registro Público de la Propiedad, a partir de la fecha en que se presenten ante un fedatario público o a partir de la muerte de cualquiera de los firmantes.
  • La relevancia que tiene dilucidar la fecha cierta de un documento privado radica en establecer el día en que fue realizado el acuerdo de voluntades entre las partes, a efecto de reconocerle eficacia jurídica.
  • La autoridad (fiscalizadora) en ejercicio de sus facultades de comprobación debe constatar la certeza de las operaciones que lleven a cabo los contribuyentes y que generen efectos fiscales.
  • Los documentos con los cuales se sustenten o amparan determinadas operaciones que realizan los contribuyentes deben ser de “fecha cierta”, a fin de que la autoridad fiscalizadora pueda verificar la existencia de los actos jurídicos celebrados por los contribuyentes.
  • Criterio que debe prevalecer según la Suprema Corte de Justicia de la Nación: La “fecha cierta” es un requisito exigible respecto de los documentos privados que se presentan a la autoridad fiscal como consecuencia del ejercicio de sus facultades de comprobación y que los contribuyentes tienen el “deber” de conservar para demostrar la adquisición de un bien o la realización de un contrato u operación que incida en sus actividades fiscales.  

Conclusión

De acuerdo con esta Jurisprudencia, recomendamos a los contribuyentes formalizar, ratificar o en su caso certificar todo documento, no obstante que su naturaleza de documento privado no lo requiera, si forma parte de sus operaciones con efectos fiscales. 

No dude en comunicarse con nuestros profesionales para el ejercicio de nuestros servicios. 

Contacto

Pablo del Castillo Lobatón

Corredor Público 41 Plaza del Estado de Jalisco

pablo.delcastillo@andersentaxlegal.mx